¿Qué es la percepción interpersonal?

La percepción interpersonal es un área específica de la psicología relacionada con cómo las personas se ven. Esta teoría de la percepción se considera una parte importante de la comunicación eficaz, ya que examina los diversos juicios que las personas hacen sobre los demás basándose en señales verbales y no verbales. Comprender estos comportamientos es a menudo útil para provocar reacciones favorables de otras personas. Estudiar este tipo de percepción requiere una observación de al menos dos personas. Varias subcategorías de la psicología social, como los estereotipos y la acentuación, también están ligadas a esta teoría de la percepción.

Una de las primeras formas de poner en práctica las teorías de la percepción interpersonal es examinar las pequeñas expresiones faciales y los movimientos sutiles de las personas durante sus conversaciones. Examinar estos tipos de comportamientos a menudo puede ser muy revelador sobre ambas partes incluso cuando el observador es incapaz de escuchar sus palabras reales habladas. Estos patrones por lo general comunican la relación entre las dos personas en cuestión, así como el tema de su conversación.

El estudio de la percepción interpersonal también implica examinar factores como sesgo y personalidad percibida. Muchas personas tienden a colocar otros en ciertas categorías al primer encuentro con ellos. Estas etiquetas pueden ser “amistosas” contra “hostiles” o “confiables” contra “no confiables” por ejemplo. Las impresiones iniciales pueden tener una base limitada en la realidad, ya que diferentes personas tienden a hacerlas de acuerdo a sus antecedentes y personalidades. Un área principal de la percepción interpersonal es el estudio de cómo las personalidades dan forma a este tipo de juicios.

Los estereotipos tienen un papel importante en la psicología de la percepción porque muchas personas colocan estas etiquetas en otros. Algunas veces lo hacen sin darse cuenta conscientemente. Un comportamiento común es percibir a alguien diferente como una extensión de un grupo en lugar de como un individuo. Los psicólogos que estudian la percepción interpersonal en profundidad a menudo tratan de formar explicaciones detalladas para este comportamiento de estereotipos comunes. Mejorar las habilidades interpersonales específicas por lo general implica el hábito de percibir críticamente a las personas como individuos únicos con sus propios conjuntos de fortalezas, así como las debilidades.

Una falacia común en esta área de la psicología social se conoce como acentuación perceptiva. Esta manera errónea de pensar es a menudo responsable de las percepciones inexactas basadas en los propios deseos del perceptor más bien que en la realidad. Con frecuencia puede conducir a la falta de comunicación, así como inconsistencias en ciertas relaciones interpersonales. La capacidad de reconocer y corregir la acentuación perceptual es una de las principales formas de mejorar este tipo de interacción con otras personas.